Bloqueo por parte de Bancos a víctimas del Terremoto de Lorca


Más de 8.000 personas perdieron su piso en los terremotos de Lorca. A la gran mayoría, el seguro les ha pagado, pero las víctimas con créditos hipotecarios llevan meses sin poder tocar un céntimo de sus indemnizaciones. Bancos y cajas retienen ese dinero como garantía de los préstamos. Sin hogar y sin dinero, cientos de familias apenas sobreviven.

El 11 de mayo, dos terremotos asolaron Lorca: nueve personas fallecieron y 2.550 familias se quedaron sin sus pisos. De derecha a izquierda, una de esas familias: Ana Belén y Juan, con su bebé; Teresa y Juan (hermana y padre de Juan), Antonia (madre de Ana Belén) y Maritere, hija de Teresa.

A Juan Pérez Gazque, el Consorcio de Compensación de Seguros le ingresó 76.647 euros de indemnización el 31 de agosto. “Mi banco, Catalunya Caixa, no me deja tocarlo, pero si me retraso un día en pagar la hipoteca de la casa derruida, me avisan del recargo. Ellos tienen mis 76.700 euros desde hace siete meses y no me permiten ponerlo a plazo fijo para que me dé intereses que me ayuden a pagar el préstamo”, dice este lorquino de 28 años, padre de un bebé.

Juan recoge tomates en Águilas (Murcia) y su nómina ronda los 620 euros que paga de hipoteca. Por ello, desde junio, vive con su mujer y su hijo en casa de sus suegros. Sobreviven gracias a las ayudas de sus familias, aunque tuviera el piso asegurado por 143.365 euros.

Juan Carlos Carrillo, presidente de la Plataforma Lorca 11 de Mayo, precisa: “Los bancos han ido a por los colectivos más desprotegidos. Con el dinero de las indemnizaciones quieren liquidar las hipotecas de todos aquellos a los que hoy no darían un crédito”.


Share on Google Plus

About Andrés Enrique Escoto Castro